marzo 15, 2009

Érase que se Era

Érase Que Se Era

Érase que se era
un día que la vida
le mandó de visita
el amor a la tierra,
y ella oyó música
en ella sorprendida.

Parecía ella
era de donde imaginaba.
Flotaba sobre la hierba
embrión de una única
flor descubierta
convertida desde ella.

Érase que se era
aquel sol que de tarde
alumbró el talle
de esa hermosa mujer,
y él dibujó ese valle
en él sin poderlo creer.

Mirarla fue para él
reflejo de sus ilusiones,
canciones ausentes de ayer
presente sonido de un ser
unido a emociones
convirtiéndolo en él.

Érase que se era
o fue coincidencia, no sé,
el caso es que el amor o la querencia
o lo que fuera
era o fue razón a ese acontecer
para que ahí se conocieran.

Eran algo así como almas gemelas
ángeles con alas de flores.
Nadie imaginaba siquiera
como su amor podía ser
si estaban en distintas estaciones
y transcurrían cubiertas de niebla.

Leopoldo Sánchez
Derechos de Autor
Dos Palabras

No hay comentarios: